Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image

El Gran Otro | Domingo 24 de Setiembre de 2017

Arriba

Top

«El arte cumple la función de llenar las falencias que el mundo real posee»

<!--:es-->«El arte cumple la función de llenar las falencias que el mundo real posee»<!--:-->

La artista Celeste Najt hace un profundo recorrido por su carrera, y nos revela sus sueños y sus proyectos.

Celeste Najt es una joven dinámica y repleta de imaginación. Nació en Buenos Aires en 1983 y desde que era pequeña tuvo bien claro su objetivo: dejar fluir su creatividad y cumplir su sueño de poder vivir del y para el arte.

Por Luciana Ayub

¿Cómo decidió que quería ser artista?
Mi amor por el arte surge en la escuela primaria. La materia de Plástica representaba para mí un espacio de plenitud y libertad. A mis 16 años, aparece como actividad diaria: la inmensidad de las emociones y las experiencias adolescentes necesitaba salir, y el imaginario diario encontraba las respuestas en combinar papeles con elementos descartables o reliquias encontradas por la calle. Todo era disparador para ensamblar, crear.

¿Contó con el apoyo de su familia?

En mi familia somos todos incansables buscadores de estímulos visuales, sonoros. La música, el cine, la literatura y el arte siempre estuvieron en la cotidianidad de mi hogar, por lo cual no fue tan raro que yo deviniera artista.

¿Qué estudios avalan su trayectoria?
Luego de hacer casi un año de CBC, pensando que la carrera de Artes Combinadas de la UBA era lo que más me representaba, me di cuenta de que prefería ir por un lado más práctico. Así fue que empecé a cursar en el IUNA, en el año 2002, donde elegí la carrera de Licenciatura en Artes con orientación en Digitalización. Mi experiencia allí duró 3 años, en los cuales me nutrí mucho a nivel creativo y aprendí sobre historia del arte, composición y color. Después hice algunos meses del ingreso a la carrera de Artes Multimediales —también en el IUNA—, pero tampoco sentía que era lo mío. Finalmente, decidí abocarme a la fotografía, en la Escuela de Fotografía Creativa, donde terminé mi cursada hace no tanto e hice un recorrido muy interesante, con el cual aprendí muchísimo. En paralelo a los estudios institucionales, realicé algunos talleres informales de arte y fotografía.

¿Qué artistas han tenido influencia en su obra?
Arthur Russell, Stephen Shore, William Egglestone, Basquiat, Talking Heads, Cindy Sherman, Cy Twombly, John Baldessari, por tan solo mencionar algunos.

¿Cuál es su técnica de trabajo?
Mi técnica principal de trabajo es mixta. Me interesa generar una fusión de técnicas, lograr un relato en donde la interrelación de procedimientos devenga en novedad. Fotografía, collage, pintura, escultura e instalación son las principales técnicas que aparecen en mis composiciones.

Ha realizado múltiples exposiciones, ¿cuál considera la más importante de su carrera?
Cada una de las muestras que hice fue importante, a su manera. Para mí, mis exposiciones conforman un relato, que empezó con mi primera exposición y sigue narrándose. La experiencia que he realizado recientemente, de estar exponiendo en cinco lugares entre Holanda y Suecia, fue, sin duda, muy importante, pero la considero parte de un recorrido que empezó hace muchos años. Se trata de un devenir.

Si tuviera que definir brevemente su estilo, ¿cómo lo haría?
No sé si tengo tan claro cuál es mi estilo… Pero lo que sí creo es que es muy contemporáneo, debido a que me baso en la experiencia inmediata, su interrelación con los sueños para el futuro, y la nostalgia de las buenas experiencias del pasado, enhebrando todo de manera instintiva.

¿Qué es el arte para usted?
El arte cumple la función de llenar las falencias que el mundo real posee. Nos provee de nuevas realidades, capaces de ayudarnos a enfrentar la realidad ordinaria. Además, lo considero uno de los canales de comunicación más fuertes. En lo personal, el arte me ayuda a entenderme conmigo misma, y con otra gente, es una suerte de lenguaje indescifrable y misterioso, cálido, movilizador.

¿Cuál considera que es la importancia del arte para la sociedad?
Como dije anteriormente, el arte es un canal de comunicación. A través de él, podemos emocionarnos, parar la vorágine del tiempo y las obligaciones, replantearnos nuestros valores. Yo creo que el arte —o su contemplación— es un ejercicio maravilloso en el que se esconden muchas respuestas. No quisiera pecar de soñadora, pero creo que, a través de esta «percepción aguda» y promoción de la comunicación que genera el arte, podrían encontrarse muchas respuestas para las crisis sociales que actualmente están corroyendo al mundo. El arte es una propuesta a salirnos del «siempre», para conocer algo nuevo, creyendo; algo que todas las sociedades necesitan actualmente.

¿Cómo hace para seleccionar los temas que conformarán sus obras?

Mi obra intenta reflexionar sobre varios tópicos, siempre desde la óptica de la sensibilidad y su infinita fluctuación. Tomo mi propia experiencia como matriz para generar estudios sobre las situaciones cotidianas, la inmensa variabilidad de la percepción humana. Los viajes, las ilusiones y las desilusiones, la combinación de diferentes técnicas creativas, el lleno y el vacío —en la materia y en las sensaciones de cada uno—, la suma del todo y las partes, son algunos de los factores que me disparan a crear nuevas piezas.

¿Cómo definiría las sensaciones que experimenta al encontrarse frente al lienzo en blanco? ¿Cómo va sintiéndose a medida que comienza a crear un nuevo cuadro?
La primera sensación, una vez que decidí empezar una obra, y el lienzo me espera, es de plenitud, libertad, entusiasmo. Al comenzar la obra, puede pasar que todo fluya y se produzcan la magia, la sorpresa, la inmensidad. O bien que las ganas se apaguen, dando la pauta de que ese no es el momento ideal para el trabajo. Por suerte, son más las veces en que todo fluye.

¿Cuáles son las metas que quiere conseguir en su carrera, para poder sentirse completamente realizada? ¿Cuáles definiría como las más importantes que ha conseguido hasta hoy?
Mi meta principal es poder comunicarme a través de mi arte, conmigo y con el resto del mundo. Poder viajar, crear y mostrar mi trabajo en simultáneo es una de mis principales metas. Afortunadamente, es algo que he podido hacer, ya desde el año 2007. Llevo hechas 10 muestras en el exterior, y nuevas están gestándose.

¿En qué momento del día se dedica a crear nuevas obras? ¿O se siente cómoda en todo instante?
Las primeras y las últimas horas de luz del día son las que más me gustan, pero no sigo reglas de horarios si de crear se trata, más bien sigo el impulso.

¿Utiliza música de fondo o prefiere el silencio?
La música está siempre, me nutro tanto del arte visual como del sonoro. Soy una buscadora incansable de sonidos y los considero imprescindibles para disparar estados de ánimos propicios para llevar a cabo mis composiciones plásticas.

¿Posee algún lugar (habitación, estudio, taller…) en el que se sienta más cómoda para componer?

Trabajo en mi taller, rodeada de papeles que llevo años coleccionando, pinturas, mi computadora, tijeras, pegamento…

¿Qué suma su obra al mundo del arte?
Mi obra invita a la gente a abrir un canal de sensaciones nuevo; mis imágenes despiertan la curiosidad del que mira, invitándolo a realizar un viaje.

Si pudiera elegir, ¿qué sensaciones le gustaría despertar en aquellos que contemplan sus piezas artísticas?
Ganas de creer.

¿Cuáles son sus principales objetivos artísticos a corto plazo?
Continuar exhibiendo mi trabajo en el exterior.  Mis próximas muestras serán a principios del 2013 en Berlín, Amsterdam y Estocolmo. En cuanto a las exposiciones en Argentina, aún se hallan en gestación. Todavía no puedo decir mucho al respecto porque no están confirmadas.

¿Qué les recomendaría a aquellos jóvenes que quieren dedicarse al mundo de la pintura? 
Que ejerciten, miren, sientan, busquen adentro de sí, y sigan el instinto creativo interior, en lugar de lo que la moda «artística» dice.

¿Se siente feliz con los logros que ha obtenido a nivel profesional?
Muy feliz.

¿Es fácil combinar la vida artística y la personal para usted?
Para mí no se trata de combinarlas, ya vienen juntas.

¿Considera que es posible vivir del arte en nuestros días?
No es imposible. En mi experiencia particular, me fue de gran ayuda armar mi propio proyecto de galería, El tigre Celeste. La galería fue primero en un lugar físico y luego pasó a ser virtual. Constituyó un marco muy bueno para mostrar mi obra, porque no me obligó a depender de organismos externos. Me parece que un elemento clave para poder desarrollarse como artista es trabajar en la difusión de la obra propia, con mucho esmero, paciencia y dedicación.

 [showtime]

Página web de la artista: http://www.celestenajt.com.ar/